El don del Espíritu Santo que hay en ti

La mayoría de los seres humanos, poseemos alguna habilidad que nos distingue de los demás o que nos relaciona de una mejor manera con ciertos grupos. Estas habilidades las hemos desarrollado a lo largo de nuestra vida, pero en muchos casos se debe de reconocer que hay personas que nacen con alguna habilidad. Estas actividades pueden convertirse en oficios, pasatiempos u oficios que en muchos casos son el sustento para la vida.

La palabra de Dios nos ayuda a comprender éste hermoso análisis a través de los muchos ejemplos con relación a esta introducción donde nos muestra la verdad de la postura expresada.

Algunos ejemplos son los siguientes:

 

  • 27 Y crecieron los niños, y Esaú fue diestro en la caza, hombre del campo; pero Jacob era varón quieto, que habitaba en tiendas. Génesis 25:27

 

El pasaje, expresa cómo es que en muchos casos el ambiente en donde alguien se desarrolla, influye para que junto con el crecimiento, la enseñanza en los muchos quehaceres se desarrollen las habilidades que nos ayudarán a definir algún ámbito de nuestra vida.

 

  • Manda pues ahora que me corten cedros del Líbano; y mis siervos estarán con los tuyos, y yo te daré por tus siervos el salario que tú dijeres: porque tú sabes bien que ninguno hay entre nosotros que sepa labrar la madera como los Sidonios. 1º REYES 5:6

 

Esa habilidad desarrollada llega a convertirse en una actividad muy reconocida, admirada y muy valorada para quienes buscan un alto estándar de calidad.

 

  • Ahora pues, envíame un hombre diestro para trabajar en oro, en plata, en bronce, en hierro, y en {material de} púrpura, carmesí y violeta, y que sepa hacer grabados, para {trabajar} con los expertos que tengo en Judá y en Jerusalén, los cuales mi padre David proveyó. 2º CRÓNICAS 2:7

 

Las habilidades son tan variadas que es sorprendente ver cuántas son las áreas donde a través del tiempo se profesionalizan y se mantiene la calidad en todas las grandezas que el hombre es capaz de crear gracias a que Dios lo permite30 Y dijo Moisés a los hijos de Israel: Mirad, Jehová ha nombrado a Bezaleel hijo de Uri, hijo de Hur, de la tribu de Judá; 31 y lo ha llenado del Espíritu de Dios, en sabiduría, en inteligencia, en ciencia y en todo arte, 32 para proyectar diseños, para trabajar en oro, en plata y en bronce, 33 y en la talla de piedras de engaste, y en obra de madera, para trabajar en toda labor ingeniosa. 34 Y ha puesto en su corazón el que pueda enseñar, así él como Aholiab hijo de Ahisamac, de la tribu de Dan; 35 y los ha llenado de sabiduría de corazón, para que hagan toda obra de arte y de invención, y de bordado en azul, en púrpura, en carmesí, en lino fino y en telar, para que hagan toda labor, e inventen todo diseño. ÉXODO 35:30-35

El ser humano nunca debe de perder de vista que Dios es aquél que dota de capacidad, inteligencia, creatividad, etc. al hombre para poder hacer más eficiente su trabajo, con mayor calidad. Él da esos dones a los seres humanos para aportar a éste mundo, que unos y otros tengan más y mejores herramientas para marchar de una mejor manera en esta vida.

A través del tiempo Dios se ha manifestado a los suyos en distintas etapas, podemos darnos cuenta en los escritos del apóstol Pablo el propósito de dar dones (habilidades) a las personas por medio del Espíritu Santo: No quiero, hermanos, que ignoréis acerca de los dones espirituales.  1ª CORINTIOS 12:1

La importancia de no ignorar a cerca del repartimiento de dones, tiene diversas finalidades como ya se mencionaron algunas; también nos muestra que todo en la vida tiene un equilibrio para el buen funcionamiento de las cosas, y más aún ; para un perfeccionamiento: 

Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el mismo. Y hay diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo. Y hay diversidad de operaciones, pero Dios, que hace todas las cosas en todos, es el mismo. Pero a cada uno le es dada la manifestación del Espíritu para provecho. Porque a este es dada por el Espíritu palabra de sabiduría; a otro, palabra de ciencia según el mismo Espíritu; a otro, fe por el mismo Espíritu; y a otro, dones de sanidades por el mismo Espíritu. 10 A otro, el hacer milagros; a otro, profecía; a otro, discernimiento de espíritus; a otro, diversos géneros de lenguas; y a otro, interpretación de lenguas. 11 Pero todas estas cosas las hace uno y el mismo Espíritu, repartiendo a cada uno en particular como él quiere. 1ª CORINTIOS 12:4-11

No todos poseemos todo, la diversidad de habilidades o dones es importante que se siga dando como se ha hecho a lo largo de los años, el Señor Jesús dijo: Bienaventurados los pobres en espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos. MATEO 5:3 , con el propósito de que cada persona reconozca sus capacidades y limitantes, TODOS NECESITAMOS DE TODOS. Este principio está relacionado al amor al prójimo y en un trabajo en conjunto, nunca olvidando que para obtener la Vida Eterna que es individual, se requiere trabajar en una maravillosa colectividad: 12 Para perfección de los santos, para la obra del ministerio, para edificación del cuerpo de Cristo; EFESIOS 4:12

¿Has descubierto tu don? Si es así, entonces se te ha hecho la invitación a ponerlo por obra para el beneficio colectivo, aportando para esta sociedad en decadencia, no esperes más; MANOS A LA OBRA…

YOU MAY ALSO LIKE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *